La caída del cabello sigue siendo una de las principales preocupaciones estéticas en nuestros días. Todos perdemos una cantidad alrededor de 100 pelos al día. El problema es el desajuste entre el pelo que se cae y el nuevo que crece. La calvicie es un problema que causa estragos especialmente en los hombres pero que tampoco es indiferente para las mujeres, aunque en menor número y porcentaje de población.

Quienes sufren de calvicie se plantean hacer un microinjerto capilar, pero son muchos los que aún no saben en qué consiste. En este artículo vamos a responder a las preguntas más frecuentes sobre trasplante de pelo.

¿Qué es un implante capilar?

Se trata de un procedimiento quirúrgico que consiste en extraer folículos pilosos de una zona libre de calvicie y trasplantarla al área despoblada, en gran parte de los casos afectada por la alopecia androgénica o hereditaria. De esta forma el paciente recupera el pelo de forma natural y definitiva donde lo había perdido. El donante es el propio paciente y ningún otro, ni siquiera un familiar. Esto garantiza que no se corra riesgos de rechazos, enfermedades ni reacciones alérgicas.

¿Todos pueden hacerse un microinjerto de pelo?

La respuesta es sí, a grandes rasgos. Pueden someterse a la intervención tanto hombres como mujeres que padezcan buena parte de los tipos de alopecia. En cuanto a la franja de edad el implante de pelo se puede realizar desde los 18 a los 80 años, aunque es preferible hacerlo a partir de los 30 una vez que se estabilice el desarrollo de la calvicie. En cualquier caso, es imprescindible acudir a nuestra clínica capilar para que el médico especialista en capilar compruebe que la pérdida de pelo del paciente  se debe a la alopecia y no a otra patología, que tiene zonas donantes sanas y suficientemente pobladas, y que además goce de buena salud de cara a la intervención.

¿Qué técnicas hay en trasplante capilar?

Los tratamientos capilares más utilizados son la técnica FUSS y la técnica FUE. La primera consiste en retirar una tira de piel con todo su pelo del área donante, generalmente de la zona posterior y lateral de la cabeza, e injertarla en la zona afectada, folículo a folículo. Aunque es un tratamiento más rápido y más económico, deja una cicatriz de forma que no es recomendable en pacientes que no se vayan a dejar el pelo largo. La técnica FUE es más avanzada y resuelve esta cuestión, pues lo que se hace es extraer folículo a folículo y trasplantarlo de la misma forma, individualmente.

Micro-injerto capilar: todo lo que debes saber 0

¿Es doloroso el injerto de pelo?

No. Cualquiera de las intervenciones en trasplante capilar es bastante llevadera y aunque es cierto que el paciente puede notar molestias, éstas son mínimas. También depende de la propia persona y su grado de sensibilidad, particularmente en la zona de intervención. De cualquier modo se administra anestesia local antes de la intervención y, además en nuestra clínica aplicamos sedación, lo que facilita el proceso al paciente al hacerlo más corto evitando ninguna molestia durante la fase en que se está sedado, nuestra clínica es de las pocas que recurre a esto para facilitar la experiencia al paciente.

Una vez concluye la fase de intervención, se podrá recurrir a la aplicación de frío, antiinflamatorios o antibióticos, según prescriba nuestro cirujano y hasta la primera revisión.

¿Cuándo pueden verse los resultados?

Los folículos injertados comenzarán a crecer a los tres meses desde la intervención de microinjerto capilar, y al año es cuando se comprobarán los resultados definitivos. Por esta razón nuestros especialistas de la Clínica del Instituto Vila-Rovira siempre recomiendan tener paciencia a nuestros clientes.

¿Hay que tener un cuidado especial con el pelo injertado?

No. El cabello que crece después del trasplante capilar no necesitará de cuidados específicos, pues el ciclo del cabello se desarrollara de manera normal, como en la edad joven. El paciente puede cortarlo, moldearlo, teñirlo, ponerle gomina o lacas, sin preocuparse. Pero recomendamos que no se emplee secador con flujo de aire caliente.

Micro-injerto capilar: todo lo que debes saber

¿El pelo trasplantado puede caerse?

Durante el proceso postquirúrgico el pelo sufre un shock traumático por el cual vuelve a caerse. Es una circunstancia completamente habitual y por la que el paciente no debe preocuparse. Es un signo de que a los pocos meses volverá a crecer y con mayor vigor. A esta pérdida de pelo se le llama ‘efecto shedding’ y os la explicamos con mayores detalles en este artículo. Una vez el cabello se desarrolle posteriormente lo consideramos definitivo. Algunos de los pelos implantados no son ajenos al envejecimiento y podrían caerse con el tiempo, pero la dinámica es mucho menor.

Despeja tus dudas.

¿Tienes más preguntas acerca del microinjerto capilar? Dispones de una primera consulta gratuita en la Clínica del Dr. Vila-Rovira para poder hacerlas. Atenderemos tus dudas así como poder asesorarte en tu problema capilar. Tan sólo llámanos al 932 417 888 o pide tu cita online en Clínica del Dr. Vila-Rovira .