El trasplante capilar recupera el pelo de manera más garantizada.

El conocido como ‘efecto shedding’ hace referencia a la caída del cabello durante el tratamiento capilar contra la calvicie. Muchos pacientes se plantean iniciar un proceso anti-caída ante esta disyuntiva, preguntándose por qué gastar tiempo y dinero si luego van a sufrir más pérdidas capilares. En realidad el efecto shedding es una parte inherente y bastante común en el tratamiento capilar.

¿Qué es el efecto shedding?

De ninguna forma podemos confundir el efecto shedding con la alopecia androgénica, alopecia areata o cualquier otro problema de calvicie. El efecto shedding no es un problema, sino todo lo contrario. Es la etapa de transición por el que pasa el folículo desde la fase de crecimiento a la fase de reposo. El doctor Ramón Vila Rovira explica que “cuando reciben el estímulo del tratamiento detienen su actividad. En consecuencia, el folículo deber reiniciar el ciclo capilar de caída, reposo y crecimiento, y de ahí que caiga el pelo”.

El efecto shedding, también conocido como ‘efluvio telógeno’, sería una señal de que el pelo que se va a generar lo hará con una mayor calidad y con más fuerza que el anterior. Es una situación normal que se produce tanto en hombres como en mujeres cuando rechazan someterse a un injerto capilar y usan fármacos como monixidil. El cuero cabelludo debe tener un tiempo para adaptarse al tratamiento, y en ese tiempo puede aumentar la caída del pelo, pero luego se recupera con más vigor.

efecto shedding

¿Cuánto dura el efecto shedding?

 La duración del efecto shedding o ‘shock loss’ dependerá del caso del paciente. Hay a quienes suelen durarle un mes, aunque sería más correcto decir que puede prolongar entre uno y tres meses a grandes rasgos. Las personas que van a empezar con algún tratamiento contra la alopecia deben permanecer fuertes y no desesperar. Algunos pacientes han llegado a abandonar sus tratamientos capilares pensando erróneamente que su cuero cabelludo no responde favorablemente al medicamento, cuando en verdad el desistir les estaría perjudicando.

Lo más habitual es que el efecto shedding sea una circunstancia temporal y que la constancia del tratamiento permitirá que el tratamiento que recupera el pelo logre su propósito. Sin embargo, si el efluvio telógeno dura más de tres o cuatro meses, deberíamos pensar que existen otros condicionantes que impiden el correcto desarrollo del tratamiento capilar. Estos pueden ser el estrés, irregularidades del fármaco, rechazo genético del medicamento o enfermedad capilar. En estos casos habría que hacer un análisis profundo y plantearse otras soluciones como el implante capilar.

 

Supervisión por un especialista.

 Son muchos los factores que inciden en la duración del efecto shedding. Por este motivo es imprescindible que cualquiera de los tratamientos capilares deben estar supervisados por un especialista, quien debe evaluar regularmente el proceso. Si el problema de calvicie persiste y se prolonga excesivamente en el tiempo, en la Clínica del Instituto Vila Rovira tenemos en cuenta todo un conjunto de variables para precisar con exactitud los motivos por los cuales se producen estas excepciones.

El trasplante capilar recupera el pelo de manera más garantizada.

El conocido como ‘efecto shedding’ hace referencia a la caída del cabello durante el tratamiento capilar contra la calvicie. Muchos pacientes se plantean iniciar un proceso anti-caída ante esta disyuntiva, preguntándose por qué gastar tiempo y dinero si luego van a sufrir más pérdidas capilares. En realidad el efecto shedding es una parte inherente y bastante común en el tratamiento capilar.

¿Qué es el efecto shedding?

De ninguna forma podemos confundir el efecto shedding con la alopecia androgénica, alopecia areata o cualquier otro problema de calvicie. El efecto shedding no es un problema, sino todo lo contrario. Es la etapa de transición por el que pasa el folículo desde la fase de crecimiento a la fase de reposo. El doctor Ramón Vila Rovira explica que “cuando reciben el estímulo del tratamiento detienen su actividad. En consecuencia, el folículo deber reiniciar el ciclo capilar de caída, reposo y crecimiento, y de ahí que caiga el pelo”.

El efecto shedding, también conocido como ‘efluvio telógeno’, sería una señal de que el pelo que se va a generar lo hará con una mayor calidad y con más fuerza que el anterior. Es una situación normal que se produce tanto en hombres como en mujeres cuando rechazan someterse a un injerto capilar y usan fármacos como monixidil. El cuero cabelludo debe tener un tiempo para adaptarse al tratamiento, y en ese tiempo puede aumentar la caída del pelo, pero luego se recupera con más vigor.

efecto shedding

¿Cuánto dura el efecto shedding?

 La duración del efecto shedding o ‘shock loss’ dependerá del caso del paciente. Hay a quienes suelen durarle un mes, aunque sería más correcto decir que puede prolongar entre uno y tres meses a grandes rasgos. Las personas que van a empezar con algún tratamiento contra la alopecia deben permanecer fuertes y no desesperar. Algunos pacientes han llegado a abandonar sus tratamientos capilares pensando erróneamente que su cuero cabelludo no responde favorablemente al medicamento, cuando en verdad el desistir les estaría perjudicando.

Lo más habitual es que el efecto shedding sea una circunstancia temporal y que la constancia del tratamiento permitirá que el tratamiento que recupera el pelo logre su propósito. Sin embargo, si el efluvio telógeno dura más de tres o cuatro meses, deberíamos pensar que existen otros condicionantes que impiden el correcto desarrollo del tratamiento capilar. Estos pueden ser el estrés, irregularidades del fármaco, rechazo genético del medicamento o enfermedad capilar. En estos casos habría que hacer un análisis profundo y plantearse otras soluciones como el implante capilar.

 

Supervisión por un especialista.

 Son muchos los factores que inciden en la duración del efecto shedding. Por este motivo es imprescindible que cualquiera de los tratamientos capilares deben estar supervisados por un especialista, quien debe evaluar regularmente el proceso. Si el problema de calvicie persiste y se prolonga excesivamente en el tiempo, en la Clínica del Instituto Vila Rovira tenemos en cuenta todo un conjunto de variables para precisar con exactitud los motivos por los cuales se producen estas excepciones.

Pide tu cita online y en la primera visita gratis analizaremos tu caso particular para encontrar el remedio necesario. En Vila-Rovira somos altos especialistas en trasplante capilar y pioneros en la técnica FUE.